Musa (25)

Después de conectarme me encuentro desnudo en medio de una pradera verde, agitada por el viento. Estoy desnudo. Soy un niño de unos diez años. Mi cuerpo se siente pequeño pero mi mente es inmensa, mucho más fuerte y clara que la del hombre cuarentón que está conectado en la realidad.

Un cielo azul y un sol radiante sobre mí me impulsan a caminar hacia ningún sitio, observando  con alegría y asombro.

Camino por pastos altos, saltando, y me dirijo a un bosque. Me interno entre la sombra de grandes árboles, corro y juego hasta que anochece.

Acostado un enorme árbol miro la luna y las estrellas. Todo está en silencio. Me duermo.

 

En el cuerpo del niño desnudo que yace en el bosque, sueño.

 

Soy un hombre. Un cazador. Desnudo y con una lanza en mi mano busco a la presa del día. Recorro un terreno pedregoso y lleno de arbustos espinosos que lastiman mis manos y mis pies. Me paro sobre una gran piedra para mirara a los lejos. Un animal me percibe y huye asustado. Lo persigo.

Cuando lo tengo a alcance arrojo mi lanza y lo hiero. Me acerco y agachado junto a él lo veo agonizar desangrándose. Respira ahogándose con su sangre y susurra algo.

Soy yo, en el cuerpo del cazador soñado por el niño, el que entiende lo que dice, no ellos.

“Adiós”.

He atrapado a mi presa, la he asesinado. Mi mente en el cuerpo del hombre primitivo, desnudo a la intemperie en un mundo gigantesco y hostil, se sacude con el hambre llegando a su boca. El niño acostado bajo el árbol se estremece en sueños, triste y asustado. Mi yo, perdido en las mentes y sensaciones de ambos, disfruta de las emociones de otros sin sentir nada propio. Siendo solo un vacío que se llena con lo ajeno. Ellos están en su mundo aunque no sea uno real sino creado por alguien. Yo no estoy en ningún lugar y en todos a la vez, que es lo mismo.

 

El hombre devora a su presa y se siente bien.

El niño despierta de su sueño en medio del paraíso y sonríe mientras llora.

Yo me desconecto, bebo un vaso de agua y miro desde mi ventana el infierno de los demás en la distancia.

 

Todo ha cambiado para mí.

 

Siguiente
Anterior

Ver listado

Anuncios

¿Qué te parece?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s